Subscribe:

domingo, 14 de julio de 2013

Desmitificando la poesía con Guiomar Cuesta Escobar

Autor: Guiomar Cuesta Escobar


Por María Del Carmen Sosa Sierra
Hablar de Guiomar Cuesta Escobar, es todo un reto, debido a que es una mujer muy versátil, dinámica y con un carácter muy fuerte para luchar por sus metas e ideales, pero a la vez, la concibo como una mujer muy inteligente, de modales finos y una gran elocuencia, la que se evidencia en sus poemas y ensayos. Elocuencia que también se materializa en cada una de sus intervenciones con gran pasión y sencillez.

Guiomar, se concibe en esencia, tal como ustedes podrán leer más adelante en esta entrevista, como una simple poeta de la vida, que a fuerza de tomar el cincel de sus vivencias y la fuerza de su amor por la misma, por su familia y por lo que hace; logra crear una amalgama perfecta de palabras, emociones, sentimientos, pasiones, y noches de ensueño que se desbordan aún en cada uno de los proyectos que emprende.

Guiomar, no sólo nos ayuda a desmitificar la poesía como un acto de locos y sino que  nos comprueba con su vida misma, que se puede hacer poesía y de la buena, desde cualquier rol en que la vida nos haya colocado hacer, porque la poesía es en suma como ella dice: “es la memoria espiritual de nuestros sueños, metas, vivencias, alegrías y decepciones”. En síntesis, la poesía es la vida misma y no hay mejor antídoto para los sinsabores de la existencia, que una buena poesía y un buen vaso de café y que: ¡viva la vida!

A continuación, les presento con gran orgullo a esta poeta colombiana, que desde su cargo en el Ministerio de Relaciones Exteriores, ya vislumbraba su talento y mostraba gran pasión por este género literario. Años después, Guiomar junto a su esposo Alfredo Ocampo Zamorano, inician una exhaustiva investigación sobre la poesía de las mujeres colombianas y en especial, sobre las mujeres afrocolombianas, libro que se ha constituido en un documento invaluable para rescatar la poesía de las mujeres en Colombia. 

Actualmente, Guiomar lidera junto a su esposo, la editorial Apidama, quien es hoy por hoy, una innovación en el campo editorial colombiano, lo que muestra la capacidad y tenacidad de Guiomar como emprendedora de las causas difíciles pero de objetivos claros y llenos de satisfacción, como es apoyar a las mujeres en su sueño de publicar sus memorias, poesías y demás escritos, impulsándolas a convertirse en lideres de sus propios proyectos de vida. Veamos que dijo Guiomar para los seguidores de María Publishing:

Guiomar, gracias por aceptar la invitación a la sección de “Entrevistas a Escritores” de María Publishing, un espacio en la red que busca impulsar la cultura y las letras como eje trasversal del lenguaje del mundo.



1. Guiomar, me encantaría que le comentaras a los seguidores de María Publishing: ¿Quién es Guiomar Cuesta Escobar? ¿A qué te dedicas en la actualidad? ¿Cuál es tu nexo con las letras en Colombia?

Querida María del Carmen: Mil gracias por darme esta oportunidad de compartir con tus seguidores de María Publishing. Soy básicamente una poeta que ha tenido como proyecto de vida la poesía. Me inicié como Secretario Privado del Ministro de Relaciones Exteriores, Indalecio Liévano Aguirre, lo cual me dio la oportunidad de mostrar mi poesía a algunos poetas ya conocidos en el país, y ellos contribuyeron en la publicación en el Magazín Dominical de El Tiempo y en Revistas nacionales e internacionales, de mi poesía.

La Editorial Pluma publicó mi primer libro de poemas: Mujer América-América Mujer, en 1978. En ese momento viajo a Washington, como Segundo Secretario en la Misión de Colombia ante la OEA, estuve entre 1978 y 1981. Decido regresar al país y retirarme del Servicio Diplomático. En 1984 sale mi segundo libro: Tiempo del No-Tiempo del Sí, en la Colección del Banco Popular. La poesía le dio sentido a mi vida, y desde aquel momento he publicado unos 16 libros de poemas. Creamos con mi esposo el Sello: Apidama Ediciones desde 2002, en el cual publicamos mujeres poetas y nos hemos especializado en Antologías de Mujeres Poetas colombianas.

2. Conozco que eres una escritora prolija en la literatura, especialmente en la poesía, pero me gustaría saber cómo fueron tus primeros acercamientos a la lectura. Te pregunto esto porque considero que la lectura en etapas tempranas de la vida, puede ser un valioso para nuestro futuro.

De niña me formé en medio de la familia de mi madre, Escobar-Restrepo, muy amante de la poesía, mis tíos y tías hablaban de literatura, me trasmitieron al igual que mi padre y mi madre, ese amor por la palabra. Eran lectores implacables y de la misma manera comencé a leer novelas, poesía, literatura en general, desde una corta edad, por tanto, siento que me corre por la sangre y es algo genético, con lo cual no he podido jamás vivir sin la palabra, sin la poesía, es como dije al comienzo mi gran proyecto de vida, el cual complemento ahora con mi trabajo como editora. Esta es una gran satisfacción y uno de los compromisos más decisivos de proyección hacia el futuro.

3. ¿Qué experiencias importantes recoges de aquellas épocas tempranas?
Mis padres se leían poemas el uno al otro, con una dicción impecable, escucharlos era para mi hermano y para mí, un verdadero deleite. Esto me marca, puesto que aprendí a amar la poesía tanto leída como bien dicha. Cuando escribo para mí es vital escuchar mi propia voz y descifrar el ritmo y la musicalidad del poema.

4. ¿Cuándo descubriste que la poesía era la forma de expresar tus propios sentimientos y la memoria cultural de los pueblos?

Me costó mucho descubrir mi capacidad de escribir poesía. Como mi familia, mis padres y tíos sentían una verdadera devoción por la poesía, y ningún tío o tía escribía, pensé que este oficio era para seres sobre dotados, y no era accesible a personas del común, como mi familia o como yo.

Cuando estudiaba Comunicación Social en la Universidad Javeriana, tuvo dos compañeros que escribían poesía. Uno de ellos se convirtió en un buen amigo, con el cual un tiempo después empecé a compartir mis poemas. Pero la lucha interior que tuve que librar para enfrentarme a mis enemigos interiores y superar mi inseguridad y los temores que el mostrar y publicar, significaron en un comienzo para mí. Puesto que mi familia me trasmitió que escribir era un ejercicio interior y absolutamente íntimo, que no se podía compartir con nadie.

Pero a medida que escribía, la necesidad de hacerlo crecía, y se volvió tan importante como respirar, comer, trabajar. Tan indispensable que no podía concebir la vida si prescindía de escribir y compartir mis poemas. Nos descubrimos primero como poetas, pero no somos conscientes de que nuestra obra se transforma en la memoria cultural de un pueblo.

Luego, con el correr de los años y con el trabajo en Apidama Ediciones, hemos sentido con mi esposo, el poeta Alfredo Ocampo Zamorano, la necesidad también imperativa de dejar la memoria de la poesía de las Mujeres colombianas, entre ellas las mujeres afrocolombianas, estábamos de espaldas a su existencia.

Contamos con dos Antologías de Mujeres Afrocolombianas: La primera "Negras Somos. Poesía de 21 Mujeres Poetas afrocolombianas de la Región Pacífica", publicada por el Programa Editorial de la Universidad del Valle, en Cali, 2008. Y "Antología de Mujeres Poetas afrocolombianas", Tomo XVI de la Caja de Literatura Afrocolombiana, del Ministerio de Cultura, Bogotá, 2010.

Y en este momento, acabamos de publicar "Poesía Colombiana del Siglo XX escrita por Mujeres. Tomo 1. Poetas nacidas hasta 1949". Lo publicamos en abril para la Feria Internacional del Libro de Bogotá, y ya está próximo a agotarse. La acogida ha sido fantástica, ayer 22 de junio hicimos la presentación en Cali, en la Biblioteca del Centenario y no cabía la gente, lleno completamente, participaron 18 poetas vallecaucanas y la alegría de los asistentes, la emoción al reconocer a sus poetas y descubrir su calidad y la belleza de su obra, es indescriptible.

5. Entonces: ¿qué significa la poesía para ti?

La poesía es la memoria espiritual de nuestros sueños, metas, vivencias, alegrías y decepciones. Registramos en palabras nuestro recorrido por las zonas más íntimas y elevadas de nuestros pensamientos y sentimientos. Desde el eros hasta la cotidianidad, como también existe poesía mística, con la cual nos acercamos profundamente a nuestro Creador, y reconocemos su existencia, los trazos y las espirales que nos conectan con él y nos permiten descifrar su luz en nuestra vida diaria, en las personas que nos rodean, en los objetos, en el árbol, en el paisaje, en la estrella o en el beso que recibimos cotidianamente.

6. ¿Tú crees que sea necesario desmitificar la poesía en el sentido de derribar aquellas creencias populares que la poesía es para locos o hay que mantenerse elevado para escribir poesía?

Es básico desmitificar la Poesía, debemos reconocer que hace parte de nosotros mismos, no es nada ajeno ni extraordinario. Si por extraordinario queremos sencillamente entender esa palabra que nace de la cotidianidad, del ser y del existir en medio de un mundo a veces caótico, que necesitamos descifrar, llamar por su propio nombre, colocarlo en su lugar, y que nadie nos interprete lo que a nuestros ojos interiores no es más que algo que no tiene valor. Pero en otras oportunidades, lo que para otros carece de importancia, para nosotros se vuelve una visión, un descubrimiento que ilumina todo nuestro ser y nos remonta a regiones inauditas, que aparentemente se nos descubre, poco a poco, hasta darle un sentido distinto a nuestra existencia.

7. ¿En qué te inspiras Guiomar para escribir tus poesías?

El poema nace de una iluminación, una palabra, un imagen que en algunas oportunidades nos llega a la mente y debemos escribirla de inmediato, a riesgo de que se nos escape y no regrese jamás. Estamos en ocasiones leyendo un poema, un libro y algo allí escrito empieza a darnos vueltas, hasta que no extraemos esas palabras y las acomodamos a nuestro lenguaje, escarbamos en su significado profundo, no tenemos paz. Y de allí se desprende una idea totalmente nueva, distinta, la cual cobra en mis propias palabras otro sentido, y le da luz a mi vida, verdad o realidad que antes no existía.

8. ¿Podrías comentarnos de tus publicaciones más destacadas?

Como te decía antes tengo varios libros de poesía publicados, cada uno expresa lo que en su momento fue una idea, un sentimiento importantísimo, todo un hallazgo, y me dio la oportunidad de entregar al público ese mensaje, la luz que cada imagen poética encierra y pasa a tener vida propia.

Puedo nombrarte los libros de poesía que han sido muy significativos en mi vida:

o   Mujer América-América Mujer. Editorial Pluma. Bogotá, 1978.
o   Tiempo del No-Tiempo del Sí. Biblioteca Banco Popular. Bogotá, 1984.
o   Cábala Círculo Madre Tierra. Ediciones Embalaje. Museo Rayo, Roldanillo, 1989.
o   Bosque de Metáforas. Biblioteca de Autores Caldenses. Manizales, 1991.
o   Desde Nunca. Fundación Universidad Central, Bogotá, 1995.
o   Ceremonia del Amor. Ollave Editores. Bogotá, 1995.
o   Amantes de la lluvia, Fondo Cultural Cafetero. Taller Arte Dos Gráfico. Bogotá, 1996.
o   Maderadentro. Biblioteca Pública Piloto. Medellín, 1997.
o   Jaramaga, Ediciones Côte-Femmes. París, Francia, 2001.
o   Fuego Cruzado. Apidama Ediciones, 2002.
o   Concierto de Amor a dos voces. Diálogo poético con Alfredo Ocampo Zamorano. Apidama Ediciones. Bogotá, 2005.
o   Casildea de Vandalia. (Obra completa) Apidama Ediciones, Bogotá, 2008.
o   Nuevo Concierto de Amor a dos Voces. Diálogo poético con Alfredo Ocampo Zamorano. Apidama Ediciones. Bogotá, 2013.

Algunos de estos libros han recibido Premios y Reconocimientos a nivel nacional e internacional:

v  Primer Premio de Poesía José María Heredia, al libro: Bosque de Metáforas. XV Concurso Internacional de Literatura. Asociación de Críticos y Comentaristas de Arte, ACCA. Miami, Florida, 1990.
v  Primer Premio Oxford de Literatura Colombiana, 1997. Oxford Centre y La Unión Nacional de Escritores de Colombia. Bogotá, 1997.
v  V Premio de Literatura Latinoamericana y del Caribe Gabriela Mistral, 2001. Ediciones Côte-Femmes. París, Francia.
v  Accésit al Premio de Poesía María Fulmen, Sevilla, España, 2006. Publicación del libro: Albergue de tus labios / Casildea de Vandalia, por Lola B. Sousa y Guiomar Cuesta Escobar. Sevilla, España.

9. Guiomar, entiendo que has realizado algunos estudios de género desde la poesía: ¿cuál han sido los resultados más relevantes de estas investigaciones?

El Año Internacional de la Mujer, 1975, me marcó definitivamente, puesto que descubrí las desigualdad de la Mujer frente al Hombre. Mi tesis de grado: Dos periódicos colombianos y la imagen del Año Internacional de la Mujer, escrita para obtener mi título de Licenciada en Ciencias de la Comunicación Social, en la Universidad Javeriana de Bogotá, 1977, me abre las puertas en el mundo editorial. A raíz de la misma, Editorial Pluma me ofrece publicarla, en un momento en que aún este tema de género no se había empezado a estudiar en el país.

10. ¿Desde cuándo empezaste a investigar el recorrido poético de las mujeres afrodescendientes en Colombia?

Fue a raíz de una designación de Alfredo con Payson Center, como investigador en Ruanda, en África, que vivimos en Kigali y en Nairobi, durante el 2007, cuando captamos que estábamos de espaldas a la herencia africana. En este momento iniciamos nuestra investigación acerca de las Mujeres poetas afrocolombianas. En el Encuentro de Poetas colombianas del Museo Rayo, que se realiza cada año, en Roldanillo, Valle, se ha formado un grupo muy importante de mujeres afrodescendientes, y este fue el semillero del cual partimos para nuestra investigación, sobre las mujeres afro del Pacífico colombiano. Luego estudiamos las poetas afro del Caribe y del resto del país.

11. ¿Qué logros obtuviste y cuáles fueron los alcances de estas investigaciones?

Como te contaba antes hemos publicado dos Antologías sobre Mujeres Poetas Afrocolombianas, a saber:
¡Negras Somos! Antología de 21 Mujeres Poetas Afrocolombianas de la Región Pacífica. Programa Editorial Universidad del Valle, Cali, 2008. Se han publicada una segunda y una tercera edición: Ediciones especiales para Fundalectura y el Ministerio de Educación Nacional, Plan Nacional de Lectura y Escritura, Leer es mi Cuento, 2012. El Ministerio adquirió en septiembre de 2012, 5.500 ejemplares. Y en marzo de 2013, le entregaremos 13.500 ejemplares más. El Programa Editorial de la Universidad del Valle publicó mil ejemplares en el 2008 y a inicios de 2012, otros mil. Para un total de 21.000 ejemplares publicados hasta marzo de 2013.

Antología de Mujeres Poetas Afrocolombianas. Ministerio de Cultura. Biblioteca de Literatura Afrocolombiana. Título No. XVI. Bogotá, 2010. Cuenta con una segunda y tercera edición: Ediciones especiales para el Ministerio de Educación Nacional, Plan Nacional de Lectura y Escritura, Leer es mi Cuento, 2012. El Ministerio de Educación Nacional y Fundalectura la incluyeron entre los libros adquiridos para dotar de la Colección Semilla, 2012, a los establecimientos educativos del país. En primera instancia, en el 2012 compraron 1.250 ejemplares. Ahora en marzo de 2013, se le entregarán 13.500 Antologías. Para un total de 18.950 ejemplares publicados.

En 2011, en el Año Internacional de los Afrodescendientes, publicamos Mabungú. Triunfo. Poemas bilingües palenque-español. De María Teresa Ramírez Nieva. Con este libro ganamos una de las Convocatorias del Ministerio de Cultura, Leer es mi cuento, 2011, y publicamos 1.000 ejemplares. Luego se realizaron una segunda y una tercera edición para Fundalectura y el Ministerio de Educación Nacional, en el Plan Nacional de Lectura y Escritura, Leer es mi Cuento, 2012. El Ministerio adquirió en septiembre de 2012, 5.500 ejemplares, y en marzo de 2013, le entregaremos 13.500 ejemplares más.

12. ¿Hay algún punto de inflexión en la poesía colombiana especialmente la poesía hecha por y para mujeres?

Nuestro único deseo es dar a conocer la poesía de las mujeres colombianas, ya que existe un gran desconocimiento de la misma, y por ello se especula y se excluyen sus poemas de las Antologías que constantemente se publican en Colombia. Estos poemas son escritos para los buenos lectores de poesía, que deseen disfrutan de su rico y exquisito contenido. El gusto por un buen poema no es excluyente, por tanto, puede ser leído por quienes deseen entrar en este universo poético.

13. ¿Crees que algún día habrá un reconocimiento pleno acerca del trabajo de las mujeres poetas en Colombia?

No lo dudo, tan pronto los críticos y críticas descubran la verdadera poesía de la Mujer colombiana, iniciarán sus estudios rigurosos y profundos sobre sus obras, entonces se valorará su inmensa riqueza. Quienes asistimos a los Encuentros de Poetas colombianas del Museo Rayo, estamos ya habituadas a la belleza y a escuchar trabajos muy serios y enriquecedores sobre el valor de poetas como Agripina Montes del Valle, Margarita Gamboa, Matilde Espinosa, Anita Díaz, Meira Delmar, Gloria Cepeda Vargas, Beatriz Zuluaga, Mary Grueso Romero, María Teresa Ramírez, y tantas excelentes poetas colombianas.

Esta fue la razón por la cual durante tanto tiempo indagamos sobre la poesía de las mujeres, y fue el Encuentro de Poetas colombianas, y el haber asistido durante 25 años consecutivos, sólo he faltado a tres Encuentros, lo que me ha hecho descubrir y escudriñar la obra de todas y cada una de las mujeres más representativas del país, como de aquellas que se inician y las que nos damos cita, año tras año, en este importante recinto de la poesía.

14. A propósito de las celebraciones por el Día de la Discriminación racial, ¿tú crees que aún persiste la discriminación racial en Colombia? ¿Existen otros tipos de discriminación en Colombia? ¿A qué obedecen este flagelo?

Claro que existe discriminación en el país. Día a día, leemos en los periódicos sobre episodios acerca de cómo los profesores en las Universidades o en los colegios maltratan a los alumnos afrodescendientes, hasta el punto que en el Congreso de la República han tenido que dictar Leyes que prohíba dicha discriminación. Apenas se inicia un proceso de toma de conciencia de la igualdad en nuestro país y en el mundo, de los diferentes grupos étnicos. Muchos hechos han contribuido a este despertar de la humanidad y vamos poco a poco, dejando atrás la discriminación de la Mujer, aunque todavía nos falta mucho camino por recorrer, para obtener la igualdad en nuestras condiciones de vida y de trabajo.

15. ¿Cómo abordar el flagelo de la discriminación desde la poesía, por ejemplo?
En el prólogo de Poesía Colombiana del Siglo XX escrita por Mujeres. Tomo 1. Poetas nacidas hasta 1949, estudiamos la historia de Colombia y la evolución de los Derechos de la Mujer, y cómo cada grupo de mujeres, por décadas, luchan desde su poesía, con el solo hecho de tomar las riendas de su vida, de escribir y protestar, de expresar nuestra inconformidad con la situación del país, del yugo que hemos llevado por años y nuestro deseo de romper esquemas y salirnos del patrón de resignación y encierro, ya es una manera de abordar este flagelo a través de la poesía. En muchas oportunidades no se habla directamente, pero entre líneas sabes a qué se refiere cada mujer, cuál es su protesta, su dolor.

Estos dos párrafos del mi poema El Todo y la Nada, dan una idea de una protesta implícita:
Si para llegar a mí
debo renunciar a todo
de todo me despido
y de todo me desprendo

Me invocaré sin voz
a lágrima viva
llevo conmigo
la respuesta

16. Guiomar tengo entendido que publicaste un libro en conjunto con tu esposo y cada una de tus poesías eran respondidas al unísono por los poemas de Alfredo: ¿cómo lograr este acoplamiento poético diría yo? ¿Es esta una obra única en la poesía mundial? ¿Cómo distinguir ambos estilos poéticos?

Acabamos de publicar en Apidama Ediciones el segundo volumen del diálogo poético de Alfredo y yo: Nuevo Concierto de Amor a dos voces. El poema se da espontáneamente, nunca es algo que nos proponemos ni se convierte en nuestro objetivo. De golpe Alfredo lee un poema que yo le dedico y al cabo de los meses, sin saberlo, un día resulta contestando a ese poema. A mí me ocurre igual, cuando leí el primer poema que me escribió: Nuevo Día:

Guiomar vestida de agua
en las imágenes del Verbo
que fluye a las vertientes del poema

Guiomar vestida de agua
fresca fuente de su presencia
en mis habitaciones sumergida...

Guiomar vestida de agua
liquidez del amor en las galaxias
de carne estremecida al nuevo día

Luego de un largo tiempo le respondo, y a continuación copio un fragmento de mi poema: Torrente, el cual contesta Nuevo Día:

Soy la mujer
que con su traje de agua
viaja a la profundidad
de tus pupilas

Me subyuga
el azul
de su hoguera

Palpo ciega
una luz
bajo el torrente
río debajo del río

Años después caemos en cuenta que el uno y el otro se corresponden, y nos dimos a la tarea de descubrir ese diálogo que resulta novedoso en el campo poético, y que nos ha dado grandes satisfacciones como pareja y como poetas.

17. ¿Guiomar, qué es Apidama?

Apidama Ediciones es nuestro sello editorial, lo creamos en 2002, y hoy día contamos con un buen número de libros de poemas, cuentos infantiles, antologías, libros de historia, de crítica literaria, en fin con un buen material literario para ofrecerle a los lectores en Colombia y en el mundo. Los libros de Apidama Ediciones se consiguen en la Librería Nacional de todo el país. En Lerner Centro y Norte, Librería Magisterio y UN Librería en Bogotá.

18. ¿Es Apidama un proyecto cultural y editorial de vanguardia en Colombia?

Sí, lo es, tenemos la Colección Poetas del Nuevo Milenio, con 55 títulos publicados, en su gran mayoría de mujeres poetas.
También la Biblioteca de Escritoras Afrocolombianas, la cual como ya te conté ha logrado cifras de ventas en sus títulos, nunca antes alcanzadas por Apidama Ediciones.
Y la novedosísima Colección de Cuentos Ilustrados de Niños Afrocolombianos: Pelito de Chacarrás. El primer cuento publicado en 2011: La Muñeca Negra, escrito por la poeta y escritoras de Buenaventura, Mary Grueso Romero. Y una joven caricaturista e ilustradora afrocolombiana, Vanessa Castillo, realizó las bellas ilustraciones para este cuento. Esta obra ha sido todo un éxito editorial, en septiembre de 2011 se agotaron los primeros mil ejemplares, publicados para la 24ª Feria Internacional del Libro de Bogotá. En noviembre de ese mismo año Fonade nos compró para el Ministerio de Cultura, 600 ejemplares, con el fin de llevarlo a todas las Bibliotecas del país. Entonces hicimos una primera reimpresión de 1600 ejemplares. En 2012 Fonade adquiere otros 760 cuentos, e hicimos una segunda reimpresión de 1500 ejemplares. Luego, la Oficina del Alto Comisionado para Colombia de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, nos compró 4000 ejemplares, y ahora esta misma Oficina, con el patrocinio de la Embajada de Canadá, adquirió otros 3000 ejemplares más. Para un total de 11.500 ejemplares publicados.

19. ¿Es rentable vivir de la poesía en Colombia y en el mundo?

El arte no es un producto que busque por sí mismo, rentabilidad, que tenga un precio tangible. Se trata de un intangible, de algo que nace del espíritu, de algo que es imposible medir o cuantificar. En algunas oportunidades el escritor logra el éxito con su libro, es el caso de García Márquez y puede vivir sin problema de su trabajo literario. En otras ocasiones no le consigue y debe luchar y luchar hasta que vea culminado su objetivo, el cual no es necesariamente conseguir dinero, sino ver plasmada su obra en un libro y o en varios, y con ello la enorme satisfacción de tener un público con el cual compartir sus poemas.

20. ¿Qué es el éxito para ti?

El éxito es ver realizados los sueños, culminar un propósito hasta darle forma y vida, y poderlo compartir con los lectores. Es el caso de cada libro de poemas que uno escribe, corrige, corrige y corrige durante años y años, hasta que por fin siente que esa obra ha logrado su punto, es decir me siento satisfecha con ella, lo cual es muy difícil, pero no imposible.

El poder publicar el libro, es quizá una de las satisfacciones más profundas que un ser humano pueda tener en su vida. Así mismo cada Colección de nuestro sello Apidama Ediciones, y cada Antología que se da a luz, es un hijo largamente soñado, anhelado, que no se queda en el tintero, que se hace realidad y viene la satisfacción interior.

El premio mayor, entre todos los premios, es esa voz interior que nunca miente, y que te dice que realmente lograste una gran meta, un propósito único que a pesar de las dificultades y escollos, no te dejaste vencer, diste la batalla y coronaste la meta. Este éxito es contigo misma, con tu ser interior, y no existe triunfo que se compare con este inmenso panorama que te afianza y lanza a una nueva batalla poética o editorial.

21. ¿Cómo llegar a ser un escritor o poeta exitoso?

El único triunfo importante para el ser humano es lograr su satisfacción íntima, profunda, quedar en paz consigo mismo, cuando realiza un sueño, cuando plasma un poema o cuando escribe y publica un libro. No es la venta, ni lo millones ganados, cuánta gente no vende muchísimos libros y su insatisfacción es total. Vencer a nuestros enemigos interiores, los que nos dicen a diario que dejemos la lucha, que no vale la pena, que para qué trabajamos y nos sacrificamos, sino vamos a ser millonarios con el libro que vamos a publicar.

Y sabemos, en nuestro interior, que algún día, con empeño y constancia, lograremos la meta. El oficio, hace al buen poeta, al buen escritor. No podemos pretender ser poetas de la noche a la mañana, es una labor de artesanos, que día a día ofician, trabajan, leen, leen, escriben y corrigen y corrigen, sin desfallecer. Dejamos descansar nuestros poemas un tiempo, la retomamos y podemos verlos con ojos más críticos, para darles una nueva forma, el rumbo que realmente deseamos.

22. ¿Qué debe hacer una persona que tiene algún material inédito y desea que Apidama le apoye en su gestión editorial?

El primer paso en enviar por email el material que desea publicar. Alfredo y yo revisamos la obra y le expresamos nuestro concepto sobre la misma. Si nos gusta le podemos recomendar o hacer sugerencias para los poemas. De lo contrario no publicamos obras que no nos dejen satisfechos, preferimos que la persona se prepare, haga talleres, hasta que sus poemas estén maduros para ser publicados.

23. ¿Qué proyectos futuros tiene Guiomar Cuesta Escobar junto a tu esposo Alfredo Ocampo Zamorano?

En este momento nos preparamos para viajar a Weston, cerca de Boston, donde se realizará el Congreso de la Asociación de Colombianistas, los críticos y críticas más destacados sobre literatura colombiana, allí presentaremos dos obras:

Nuevo Concierto de Amor a dos voces. De Guiomar Cuesta Escobar y Alfredo Ocampo Zamorano.

Poesía Colombiana del Siglo XX escrita por Mujeres. Tomo 1. Poetas Nacidas hasta 1949.

24. Una pregunta estándar para todos mis invitados: ¿Cuál es tu fórmula para hallar la felicidad o por lo menos para tener paz interior?

Estar muy cerca de nuestro Creador y realizar todo nuestro trabajo de su mano, siempre haciendo una limpieza interior, sanando, transformando nuestra vida, de modo que salga todo aquello que me envenena y daña. Esto da paz, no odiar, no envidiar, dejar atrás culpas, miedos, resentimientos. No es fácil, me ha llevado años lograrlo, pero voy poco a poco, consiguiendo esa paz interior que tanto anhelamos.

25. ¿Guiomar, podrías regalarnos un fragmento de uno de tus poemas?

                                  Vocales de fuego

                                                                 Este amor es algo más
que un diálogo interior
o un silencio profano

Es verbo
que suelta vocales de fuego
en la madrugada
y una inmensa llanura
tierradentro
nos responde

Este arrobo
nos conduce
a una heredad
sin precio

Territorio
de los hallazgos
que nos sorprenden
al romper el alba

Sin edad
doy rienda suelta
-no simulo-
solo me dejo ir
envuelta en lumbre

Amazona y mujer
que habla recio
así como amo
me pronuncio

Se me hace
agua la boca
glorioso paladar
que se obstina
en devorar
esa tu enorme sed
que me devora


Guiomar Cuesta Escobar
Publicado en
Nuevo Concierto de Amor a dos voces. 2013

Muchas gracias Guiomar, por tu amabilidad y contribución a la poesía colombiana. También, agradezco tu participación en el proyecto de María Publishing como un impulso a la cultura y las letras en Colombia y el mundo.

A ti, María del Carmen, mil gracias por darme esta oportunidad de compartir con los lectores de María Publishing, estos comentarios e ideas sobre Apidama Ediciones y sobre la poesía.

María Publishing.
Barranquilla, junio 23 de 2013


0 comentarios:

Publicar un comentario