Subscribe:

domingo, 28 de abril de 2013

Entrevista a la escritora asturiana Luisa Aguilar

Por María del Carmen Sosa Sierra
Estimados amigos de María Publishing, hoy tengo el gusto de presentar a la escritora asturiana Luisa Aguilar, quien se ha destacado por su trabajo como escritora de literatura infantil y por sus obras teatrales, las que ella misma ha representado en distintos países del mundo.

Luisa, nació en Asturias (España), pero actualmente reside en México, donde ha fortalecido su unión con la cultura de los pueblos de América y esto lo digo, porque la curiosidad de Luisa por la cultura y los problemas de este continente le impresionaron a tal punto que, en el año de 1985, escribió una crónica sobre Omaira Sánchez, aquella niña valiente que se convirtió en una insignia del dolor pero también del valor y de la entereza frente a la tragedia de Armero. Omaira no sólo perdió a toda su familia en aquel desastre sino que ella misma  falleció sin que los socorristas pudieran rescatarla a tiempo de entre el fango y los escombros producidos por la erupción del volcán del Nevado del Ruiz. Antes de morir, Omaira dejó una huella imborrable en la mente de quienes pudimos ver de lejos su agonía y Luisa fue una de estas personas que quisieron honrar el valor y la fortaleza de la niña frente a la tragedia.

Desde el momento en que escribió la crónica de Omaira Sánchez, Luisa supo que quería viajar por todo el mundo, cosa que lo ha logrado y aún sigue dando rienda suelta a sus alas de  “volendrina”.

Me preguntarán entonces: ¿qué es una volendrina? Dejemos que la misma Luisa a través de esta entrevista para María Publishing, nos ilustré sobre qué es una volendrina y lo que significa para ella y para su carrera, este nombre tan subjetivo, además de esto conoceremos detalles muy íntimos de la vida de esta talentosa y versátil escritora española.
1.    Luisa, por favor cuéntales a los seguidores de María Publishing, quién es Luisa Aguilar, dónde naciste y a qué te dedicas.
Antes de nada, quisiera darte la enhorabuena por tu blog y enviar un saludo a todos los seguidores de María Publishing.
      Nací hace 38 años en un pueblito de la montaña asturiana, en casa de mi abuela. Se ve que tenía ganas de conocer mundo y no llegamos al hospital.
      Con 17 años di mi primera función de teatro profesional con Kamante Teatro y desde entonces he compaginado mi labor como actriz y autora.

2.   Luisa, me encantaría que nos comentaras cómo fue tu niñez, qué vivencias impactaron tu vida en aquellos años y por qué.
Mi niñez fue tranquila. Tengo dos hermanos, y vivía en un pueblo pequeño, lo cual me permitía jugar mucho en la calle, andar en bici, ir a la biblioteca,…
Recuerdo escuchar muchas historias de dos seres estupendos que ejercieron de mis abuelos sin serlo. Ellos me regalaron mi primera máquina de escribir y con ella escribí para la escuela la crónica del  terremoto de Colombia del 85. La historia de Omaira Sánchez, su entereza y valentía me conmovió mucho. Pensaba por aquel entonces ser reportera, quería viajar a otros países,  contar cosas,…No lo fui, sin embargo mi camino sí fue viajar y contar historias, a través de la palabra oral y escrita.
3.   Te pregunto esto porque por experiencia propia, sé que algunas vivencias de nuestra infancia pueden guiarnos hacia lo que hoy somos y hacemos. ¿Tú crees que tu acercamiento a la lectura y escritura en aquellos años, incidieron en tu decisión de ser escritora para niños?
Por supuesto, hasta cosas accidentales y sin aparente importancia van configurando tu camino, como el hecho de que en invierno estaba frío, mi casa era bastante fría e iba a la biblioteca a leer, allí pasaba mucho tiempo. Como te conté también me gustaba mucho escuchar historias, la oralidad es fantástica; me regalaron la máquina de escribir; era curiosa y siempre tuve mucha necesidad de comunicar. La escritura y el teatro son dos medios de expresión que me permiten sumergirme en otras realidades y comunicar.
4.   Cuéntanos por favor, sobre tus obras más destacadas.
En 1999 escribí mi primer texto “¿De qué color es el Sol?” que la compañía Kamante Teatro montó.  Su confianza fue el detonante para seguir escribiendo textos teatrales. A partir de ahí, vinieron otros, pero sin duda mi consentido es “¡Que viene el lobo!”, un texto para niños que cuenta la historia de un lobo de zoológico que se escapa para ser lobo de cuento, pero cuando llega a la escuela de lobos se da cuenta de que todos esperan que sea un lobo feroz, lo cual le lleva a un conflicto de identidad.
El texto fue un inicio, pero la estética, la dirección, la música, la escenografía,… hicieron que se convirtiera en un espectáculo “delicioso”, de esos que mucha gente recuerda y con el que tuvimos el placer de trabajar en España, Argentina, Italia, México y Brasil.

Por otro lado, tengo que manifestar mi especial cariño hacia “Orejas de Mariposa“, ya que fue mi primer (y único hasta el momento) álbum ilustrado publicado.  Es la historia de Mara, una niña de orejas grandes, y con sus respuestas y vitalidad, me ha robado el corazón. Kalandraka Editora confió en una autora novel y el magnífico André Neves ilustró el álbum. Ahora está traducido a Catalán, Euskera, Gallego, Inglés, Italiano, Portugués, Brasileño y Coreano. Para mi es muy bello ver el camino que Mara va recorriendo.
5.   ¿En qué te inspiras para escribir?
En cada texto escrito o proyecto que he realizado con títeres he tratado de comprometerme no solo socialmente sino también conmigo misma, en temas que me preocupan, que me interesan,… o creo que preocupan o interesan a la infancia (la libertad, los miedos, la autoestima,  la identidad, las despedidas,…)  pero tratando de no perder de vista que un espectáculo o un libro, a mi modo de entender, han de ser arte ,…,  por lo que rehúyo del teatro o los textos como mero medio didáctico. 
Trato de que el público o lector pueda encontrar un momento de emoción que tal vez, solo tal vez,  pueda cambiar algo  su mirada sobre el mundo.
6.   ¿Tienes algunos tips para recomendarles a los padres en cuanto a crear el habito de la lectura en sus hijos?
Creo que es importante convertir la lectura en algo lúdico, divertido y no en una obligación o tarea.
Muchos hábitos se heredan y si el niño ve que el adulto lee, probablemente sienta curiosidad.
Pienso que la lectura está muy relacionada con la oralidad, por lo que contarles cuentos, o invitarlos a que ellos mismos se los lean o cuenten también a los adultos pude ser interesante.
Por otro lado, afortunadamente hay muchos libros, estilos,… por lo que creo que es bueno que el niño vaya conociendo diversos géneros, álbum, cómics, poesía, relato…  para así poder disfrutar de la enorme variedad de literatura que tenemos.
7.   ¿Qué obras les recomiendas a esos padres inquietos que desean que sus hijos se adentren en la lectura?
Creo que el hecho de compartir la lectura, de llevarlo de la mano en ese camino, desde antes de que sepan leer es bueno. Afortunadamente, en la actualidad el panorama de literatura infantil y juvenil muy amplio e interesante. Yo siento debilidad por el álbum ilustrado, y hay un sinfín que me apasionan, tanto por la historia como por la ilustración:
¿A qué sabe la Luna?  Michael Grejniec (Kalandraka Editora); Abuelos, Chema Heras y Rosa Osuna (Kalandraka Editora); El cazo de Lorenzo, Isabelle Carrier (Editorial Juventud); Un poema para curar a los peces. Jean-Pierre Simeon y Olivier Tallec (Editorial Kókinos), El Hilo de la vida, Davide Cali y Serge Bloch (Ediciones B), El enemigo Davide Cali y Serge Bloch (SM),… son algunos del ellos para diferentes edades.
8.   Luisa, tengo entendido que tienes una larga experiencia en el teatro, cómo te iniciaste y qué tipo de obras has representado.
Me inicié en la compañía Kamante Teatro, en la que permanecí hasta el 2012 desarrollando mi trabajo como actriz y autora. Kamante fue mi escuela, mi casa y mi vida durante casi 20 años.
Mi formación inicial fue en el teatro de actor, pero hubo un momento en el que conocí el arte de los títeres y entonces  supe que ése sería mi camino.
En Kamante escribí e interpreté ¿De qué color es el Sol?, La Caja Amarilla y ¡Que viene el lobo!, entre otros, presentándome en Festivales de España, Italia, México, Argentina y Brasil.
9.   ¿Qué relación encuentras entre la escritura y el teatro?
Ambas son una forma de expresión que me apasiona. La escritura es una experiencia más privada y, una vez publicado, el recorrido que puede llevar un libro se le escapa al autor, no sabes en qué estanterías está, qué ojos lo leen, en qué países, ese misterio me gusta… mientras que en el teatro percibo la respuesta del público inmediatamente, durante la función, requiere de la presencia física y es de enorme viveza.
En mi caso una cosa nutre a la otra constantemente.
10. En tu blog dices que te encanta hallar el alma que se encierra en los objetos: ¿Qué significa esto y cómo logras capturar las historias que te cuentan los objetos?
El objeto me cautiva principalmente por la capacidad metafórica que ofrece.
Soy una titiritera de procesos y búsquedas y las posibilidades de investigación y búsqueda que permite el títere en cuanto a plástica, materiales, manipulación,… son inmensas.
Me gustan los objetos, sentir su materia, descubrir su forma,  su significado y sus significantes.

11. Tengo entendido que eres asturiana pero que vives en México: ¿Qué te impulsó a anidar en ese árbol tan frondoso y multicultural como es el pueblo mexicano?
      Sí, soy asturiana y desde hace dos años vivo en México. México era uno de esos países que de niña siempre quise visitar, y cuando lo hice me cautivó. Su colorido, su gente, su paisaje,… Quería irme un tiempo de España y vine a vivir aquí.
      Trato de no extrañar demasiadas cosas de España cuando estoy aquí y al contrario cuando voy. Mi estrategia es aprovechar y disfrutar al máximo de la estancia en cada país.
12. ¿En tu caso por qué te llaman volendrina?
Cuando abrí  mi blog, necesitaba un nombre, y pensé en buscar una palabra del bable (lengua de Asturias) que me identificara y sonara bien. Buceando en el diccionario encontré la palabra “Volendrina” que significa golondrina. Me gustó la idea de un pájaro, las alas, las libertad,… todas las connotaciones que tiene la palabra. También que la golondrina es un ave migratoria, que cada año regresa a su tierra. Me vi reflejada en ella y comencé a usarla.
13. ¿Qué le responderías a un niño que es hostigado por sus compañeros y por la gente en general, por padecer de una limitación física?
Desgraciadamente los niños viven presionados por muchos factores. Tanto una limitación física como cualquier otra cosa, se pueden convertir en un motivo de burla. Se da la paradoja de que en España existe un gusto por la piel morena, la gente va a los rayos UVA y sin embargo en México, conozco niñas que están acomplejadas por tener piel obscura.
Les diría que sé que es difícil ser diferente, pero que tengo la certeza absoluta de que una persona bella por dentro refleja eso en su exterior, o en el caso de una limitación física, probablemente, el cuerpo que es muy sabio, lo compense con otra habilidad física.
Les diría que traten de no caer en el juego, ni hostigando ellos también (que sería un camino fácil) ni por supuesto, dejando que eso les afecte en su autoestima.
Bueno, mejor que escuchen a Mara, ella sabe explicarles esto mucho mejor que yo.
14. Si una fuerza poderosa te diera el poder de cambiar algo en el mundo, qué cambiarías.
            Sería una gran responsabilidad, creo que todos tenemos en nuestras manos la posibilidad de cambiar pequeñas cosas, y que la suma de todas ellas puede hacer algo grande. Para mi, cada trabajo supone un acto de compromiso con la vida, la posibilidad de hablar de temas que realmente me preocupan y poder hacerlo desde el arte, sin dogmas, sino tratando de que cada espectador o lector,  niño o adulto, entre y salga con sus propias respuestas y tal vez ,solo tal vez, el esa experiencia de teatral o de lectura pueda cambiar en algo su mirada sobre el mundo. Eso para mi es suficiente.
15. Una pregunta casi estándar para mis  entrevistados es cuál es tu fórmula mágica si la tienes para alcanzar la felicidad o mantener el equilibrio en la vida.
Lamentablemente no la tengo. Trato de no traicionarme, de escucharme un poquito más entre el ruido del día a día, de disfrutar de las cosas sencillas, de trabajar con gusto, de ser generosa con quien me rodea y de mantener viva a la niña que llevo dentro.
16. ¿Qué proyectos futuros tiene Luisa en este momento?
El más inmediato es ensayar un espectáculo de narración oral con objetos , basado en tres cuentos míos: Orejas de Mariposa, Mi colección y Luna Blanca.
Paralelamente estoy en período de investigación de un proyecto para adultos, inspirado  en un cuento de Javier Villafañe titulado La Jaula, y en el universo de Alejandra Pizarnik, que pretende reflexionar sobre la libertad, y en el que estoy explorando no tanto con objetos, como con materia, bolsas en este caso.
Y como soy muy inquieta y a la vez bastante lenta en mi proceso, hay varios micro-proyectos iniciados que espero que vayan floreciendo en un par de años.
Trato de compaginar el proceso de creación y escritura, con el trabajo diario, (funciones, publicidad, casting, locuciones,…)  así como  con la formación.
17. Tus amigos resaltan tu sencillez pese a la fama y a los premios recibidos. ¿Cómo alcanzar el éxito en tu profesión? ¿Y cuando llega el éxito cómo mantenerlo sin desmayar?
      No podría ser de otra forma, soy una persona sencilla. Me siento muy afortunada y agradecida porque mi trabajo me fascina, y puedo vivir haciendo lo que me gusta.
      Si echo la vista atrás veo que en el camino he ido buscando, probando,Mi trayectoria  no ha sido acomodada, sino que es una continua  búsqueda de un lenguaje artístico propio, vinculado al objeto y tratando de acercarse  a la poética de la sencillez , la metáfora y la elipsis, como ejes fundamentales.
      Más allá de los reconocimientos de premios o crítica, para mi ha sido fundamental cada función, cada mirada atenta, cada emoción suscitada, los agradecimientos y comentarios sinceros.  La posibilidad de hablar de temas que realmente me preocupan y poder hacerlo desde el arte, sin dogmas, sino tratando de que cada espectador, niño o adulto, entre y salga con sus propias respuestas y tal vez solo tal vez, el espectáculo que ha visto pueda cambiar en algo su mirada sobre el mundo.
      18. Luisa qué mensaje tienes para los seguidores de María Publishing sobre cómo nunca dejar de soñar y convertir estos sueños en realidad.
Shakespeare escribió que “Somos del mismo material del que se tejen los sueños”. Los sueños se tejen de esperanzas, de ilusiones, emociones,…y también de trabajo. Pienso que la capacidad de soñar nos mantiene vivos, pero también el trabajo para poder lograr alcanzarlos. Creo que es importante dimensionar estos sueños y tratar de alcanzarlos sin renunciar a lo que somos y respetando a los demás. Es lindo soñar.

Luisa, estoy muy agradecida por permitirnos conocer un pedazo de ti, de tus obras y de tu trabajo. Desde María Publishing te deseamos muchos éxitos futuros y que sigas siendo reconocida por tu sencillez y por tu alma de volendrina.
Gracias a ti por una entrevista tan íntima y por tu lindo trabajo que permite conocer el trabajo y el  sentir de mucho autores.
María Publishing
Barranquilla, abril 10 de 2013
Fuente: Entrevista a Luisa Aguilar para María Publishing
                  http://luisaaguilar-volendrina.blogspot.com/

  

0 comentarios:

Publicar un comentario